Emotiva carta de un papá a su hijo que acaba de salir del clóset
Síguenos en

Opinión

Emotiva carta de un papá a su hijo que acaba de salir del clóset

Publicado

el

Hijo,

 

Tengo en tus manos la carta que dejaste en el auto. Acabo de leer y escuchar lo que tu corazón ha querido gritar desde hace tiempo. Después de que me dijiste que eras gay, me sentí desolado y confundido. Salí de casa porque era mi necesidad encontrar un refugio, un lugar donde me sintiera seguro, y qué mejor aquí en este viejo auto el cual ha sido testigo de nuestras aventuras en carretera, de tus escondites cuando no querías ir a la escuela. Entre estas puertas donde contemplamos infinidad de atardeceres, de amaneceres, donde compartimos tantos viajes, primero cuando te llevaba en el asiento trasero y hasta que te convertiste en mi copiloto favorito. Siempre pudimos conquistar reinos y batallas juntos desde aquí.

 

Estar en este momento lejos de todo, me ha puesto a pensar lo que habrán sido para ti esos meses o quizá, años de soledad encerrado en ese clóset, sintiéndote tan perdido y aturdido como me encuentro yo en estos momentos. La noticia realmente ha sido estremecedora. Soy tu padre, y si hay algo que te enseñé fue a expresar tus emociones de la forma más auténtica posible, es por eso que trataré de hablarte con todo el corazón:

 

Hijo, quiero pedirte PERDÓN. Perdón por todo ese tiempo que tuviste que estar tú solo encerrado en ese lugar tan oscuro, por ese tiempo en que no pude estar a tu lado cuando descubriste tu sexualidad, cuando descubriste el miedo de la sociedad y su falta de conocimiento y tolerancia.

 

Perdóname por no haberte hecho saber que, por sobre todas las cosas y las personas, siempre estarás tú. Por no decirte que, lo verdaderamente importante es lo que hay en tu corazón y el gran ser humano que veo crecer a mi lado cada día. Si ayer estaba orgulloso de ti, déjame decirte que hoy te admiro más por esa valentía y honestidad con la que has abierto tu corazón, por seguir siendo esa persona íntegra y llena de nobleza para con los demás.

 

La vida no es de lo que uno espera de alguien, la vida es lo que uno da a los demás de forma sincera.

 

Sé que no escogiste ser gay, y aunque así lo hubieras decidido, no estoy aquí para dirigir tu vida, ni tus sentimientos. Soy tu padre, y estoy en esta vida para acompañarte, para enseñarte lo poco o mucho que yo he aprendido, pero sobre todo, para amarte incondicionalmente y verte apostar por tus sueños, no por los míos o por los de los demás.

 

Después de esta noticia, no puedo seguir siendo el mismo. Quiero convertirme en un mejor padre para ti, ser una mejor persona para todos esos chicos y chicas que al igual que tú, necesitan de un mundo más sensato, honesto y justo.

 

Te confieso que estoy triste porque, hoy entiendo tus silencios, tus lágrimas sin motivo aparente, y veo que tu corazón se llenó de miedo cuando te paraste frente mí para “confesar” algo que ni siquiera es un delito. Esa tristeza que me da de no haber podido darte la confianza de saber que la incondicionalidad de mi amor por ti va más allá de todo esto. Quiero que sepas: siempre estaré a tu lado como te lo prometí desde pequeño; tu madre, tus hermanos y yo seremos para ti ese muro de amor infranqueable en el que podrás apoyarte siempre que lo necesites. También, quiero que sepas que hoy más que nunca te amo y te admiro, porque aún y en la oscuridad de ese clóset, nunca dejaste de iluminar nuestras vidas.

 

Con amor,

 

Papá.

 

Esta es la respuesta a la Carta a un padre de un hijo gay

"Una mamá fuera de lo normal. Divertida, extrovertida y arriesgada. Ama la diversidad con toda la tonalidad de colores que representa. Una mamá de textbook del siglo XXI". ¡Eso es lo que dice mi hijo gay!

Clic para comentar

You must be logged in to post a comment Login

Deja un comentario